Blog personal de un tarracofermense

Buscar este blog

miércoles, 15 de febrero de 2012

Historia fragmentada de un billete de 20.

Salgo de casa, voy en dirección de un terminal de autoservicio para retirar algo del saldo disponible que tengo en mi cuenta corriente. Sigo los pasos establecidos, y tras teclear las transacciones de rigor finalizo tal como ustedes pueden imaginar :  * * * *





Prescindo del comprobante (¿vivirán más árboles?) Adquiero el que ya es mi billete de 20 dispuesto a sacarle el máximo partido. Al parecer me ha tocado ése , el de numeración F00775011998, supongo que sí había salido de esa “boca” alguien lo habría puesto allí, y si alguien alimentó la máquina automática es porque alguien lo puso en el cajetin dispensador, aunque no creo que pensara en mi. No es nuevo, con lo que me imagino que otro alguien lo hizo llegar a la sucursal, para seguir eso … su curso legal.




Miro el anverso y su reverso ( ¿les conté que se trataba del F00775011998 ?) . Alguien escribió  “Bon voyage”sobre el mapa del viejo continente, recuerdo la canción de la orquesta Mondragón, ¿dónde vas Europa? No, no se trata de eso, se trata de desearle un buen viaje a mi billete de 20 . Empieza la fragmentación …

Acudo a la tintorería, primero fui a casa a por las camisas, se ve que en la tintorería te planchan una a 0.90 pero las perchas las pones tú, llevo 5 (camisas y perchas) y  tras la primera transacción a cambio obtengo un billete de 10 otro de 5 y los cincuenta céntimos me los dan cambiados …

Otra máquina, la expendedora del bar, admite billetes, coloco en la ranura el de cinco e inserto una moneda de 20, la “tabacalera mecánica” me devuelve una moneda 1 euro y una cajetilla con la resabida recomendación de las Autoridades Sanitarias, ya que estoy, me tomo un café y hojeo el periódico local del local (está libre y es gratis).

Conservo un billete rojo – el de 10 –, con ese pienso que puedo repetir el procedimiento, pero recuerdo que si fui a por el azul, era por algo. Algo que me habían encargado, Ah! Sí!, el agua mineral y una barra de cuarto... pobre de mi que regrese a casa sin el encargo, de vez en cuando aunque el agua de boca es la misma que la del grifo, se agradece algo embotellado así nos mineralizamos algo en casa y nos abstenemos un poco del cloro que echan en el depósito municipal. En el súper hay demasiada cola, voy a un comercio de esos que llaman tradicionales, no hay mucha gente y me despachan rápido... sólo me queda un billete de 5 y no sé cuantas monedas que acaban en el bolsillo.

Cuando llego a casa y descubro que he acabado con ¾ partes de ese billete de la serie F me guardo el billete de 5 e imagino cual será su suerte, supongo que acabará siendo un bocadillo mini para el desayuno y un café matinal ( lo de pedir un cortado descafeinado de máquina siempre me pareció largo) . Si conservo el cambio que me den con las monedas que tengo acumuladas, podré darme otro festín.

Recuerdo aquella clase de economía donde la variable v medía algo sobre la circulación fiduciaria, algo así como el numero de viajes que realizaba un billete de curso legal de mano a mano hasta que llegara de nuevo al sistema bancario oficial. Pienso de nuevo en el que fue mi F00775011998 , quizá llegue a mi o a uno de ustedes, sea lo que ocurra, le deseo buen viaje y pienso que me haría gracia volverlo a ver circulando en cualquier otro país de nuestro viejo continente.

Película Recomendada : El color del dinero.

40 comentarios:

  1. jajajajajajaja. Tu billete se ha ido de viaje con el mío.
    Genial.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ...pues sumarán 40 ! ¿da para tomarnos unas tapas? :)

      Eliminar
  2. Excelente y original entrada!!!! Ese billete dió para mucho.....a lo mejor en unos dias lo "rescato" de las manos de otro y me acordaré de ti jaja Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ...rescátalos a todos WinnieceroMerrkel !!! :))) los europeos te lo agradecerán. bss!

      Eliminar
  3. ¿Te hicieron leer en el cole Historias de una peseta? Tu post me lo ha recordado. Un abrazo, chico

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un abrazo a ti también ... algo me sonaba (el título) pero no recuerdo haber leído esa historia, he buscado un poco y como si hubiera un pequeño debate sobre si peso o piececita (peça petita Cat) ...

      PD. Sigo tus noticias como escritora, chica ...ayer en TV3!!! Felicitats :)))

      Eliminar
  4. Cuando me den alguno me fijaré a ver si es el tuyo. Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Házmelo saber Susana, me hará mucha ilusión!

      Eliminar
  5. Memorizada la numeración. Si me llega a mí (no creo, nunca he visto tanto dinero junto), te aviso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No exageres Pater! solo es uno de 2o...y fácil de memorizar :)

      Eliminar
  6. Cuando me llegue.... te lo devuelvo!!!

    jajajaajaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No podrás!!!...que dice Susana que le llega a ella :)

      Eliminar
  7. Y es que cualquier gesto de nuestra vida cotidiana, este tan sencillo y habitual, puede ser protagonista de tantas cosas...... Fresco y genial post, gracias.

    Hace años alguien que trabajaba en instalación de tuberías me comentó la de gérmenes y bacterias que pululan en los billetes, y algo peor en las tuberías de cualquier ciudad. Desde entonces empecé a mirar de otra forma a los billetes y a beber siempre agua embotellada.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, Pilar T me suena que allí se instala de todo, y además, huelen de allí de donde vienen ... Me has echo pensar que los grandes billetes, para tratarlos para hacerlos venir, hace falta mucho guante blanco ...:) bss!!

      Eliminar
  8. Qué curioso, Tomae, tu billete de 20 € llegó a Madrid, a mis manos, lo usé para pagar parte del robo del aparcamiento en la calle, 6 €, me quedaban un billete de 10 € y 2 monedas de 2 €, entré a tomar café, me robaron, 3 € un café y un bollito, me quedaban un billete de 10 € y una moneda de 1 €, entré a comprarme algo en una joyería, la estaban atracando (como es habitual), se llevaron mi billete de 10 € más la moneda de 1 € más el reloj, al llegar a casa había llegado el Impuesto de Bienes Inmubles, robo final, tuve que ir al banco a buscar 20 billetes como el de tu foto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ...Eso suman 400, si es en único pago para un IBI de la Capital me pregunto cuántos podemos venir a tu casa este fin de semana...

      Eliminar
  9. Pues si que te da para poco; desde que no fumo, no tomo cafe fuera de casa y no compro el periódico, siempre saco a pasear el mismo billete. Me lo dieron hace dos meses en el banco, nuevecito, y aún está conmigo.

    De hecho, le he cogido cariña, tanto, que no pienso dejarlo marchar nunca; se que se siente solo o sea que estoy tratando de buscar otros para que le hagan compañía.

    Ya te contaré como me va

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hermano envidiosillo16 de febrero de 2012, 22:36

      ¡Ahy, que envidia te tengo!
      ¡Sarracena te comenta!,
      a mí ni mú me dice,
      tendré que esperar...
      hasta que cumpla noventa.;)

      Eliminar
    2. Yo también siento esa envidiosilla (sana sana culito de rana) de esa lagartijirilla; ya me gustaría a mi poderme quedar en mi casa con Jacuzzi, Piscina y vistas al mar, además de una tabla de plancha donde te puedes quedar tardes y tardes sin necesidad de salir...

      Eliminar
  10. ¡Tomae! Magnífico micro-cuento. En serio. ¿Por qué no lo presentas a algún concurso? Sigo hablando en serio...

    ¿Pero no planchabas tú?

    Muy bueno, Tomae. Y encima te llega de París. No se puede pedir más.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Puede que ese billete llegara de Andorra, donde la lengua en que se escribió ese mensaje es oficial... fíjate Andorra, un país que no siendo de la Comunidad mantiene esa divisa como oficial desde un principio ...

      Gracias por tu comentario Sunseta!!!

      Eliminar
    2. Gracias a ti... por estas "delicadezas" literarias.
      ¡Es cierto! No había caído... Cómo se nota que manejamos pasta, broder.

      Eliminar
    3. ...la mejor pasta que manejo, son los macarrones que hace mi madre :) ¡tendrías que probarlos! ¡son manejables!

      Eliminar
  11. Si de veinte euros hablas,
    con tanta sabiduría,
    habría que verte hablar,
    de los quinientos,
    que me debías.

    Porque miras que administras,
    con empeño tu fortuna,
    pero a tu hermano mayor,
    no le devuelves ni una.

    ¡Ya te cogeré a tí,
    hermano abusador,
    que lo que me debes ahora,
    con creces me cobraré,
    en verano con calor!

    Pienso ser invitado,
    por tí en la Larga sin duda,
    pues este año toca pescado,
    y sin pagar, no se suda.

    Así que junta varios,
    billetitos azulones,
    ¡invita a tu hermano!
    y de postre, ¡cuatro melones!

    Vete ahorrando pues,
    creo que eres capaz,
    pues es febrero y ya,
    tengo apetito voraz.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querido poeta hermano,
      de momento te saludo,
      te estrecho gustoso la mano,
      ¡estate quieto, parao y mudo!


      Maldita la hora que,
      los quinientos te pedí,
      pues se me olvidó firmaras
      con la devolución,
      el correspondiente recibí.

      Y ahora se me antoja,
      que te guaseas un pelín,
      pues sin prueba concluyente,
      ¡a ver quien demuestra,
      que te los devolví rápidamente!

      Pienso arrastrarte de la oreja,
      a través de altas montañas,
      a ver si estirándote las mollejas,
      ¡ de una vez te callas !

      Menos mal que no eres banco,
      mafioso o prestamista,
      pues sólo te falta poner,
      un cartel en la autopista.

      Que rece muy claramente,
      "500 presté a mi hermano"
      y luego una imagen mía,
      con un clavo en cada mano.

      Mira que eres exagerado,
      tus rimas y usas muy firme,
      pero tranquilo que,
      es de todos bien sabido,
      que la venganza,
      es plato que frío se sirve.

      ¡Ya te pillaré un día !
      Que con la guardia bajada,
      tú te vas a enterar,
      de lo que dijo mi tía:

      "No prestes al que prestó,
      ni beses al recién besado,
      el primero nunca agradece,
      y el segundo...
      en el limbo va y se mece".

      Eliminar
    2. Mira que eres rencoroso hermano, solo se asoma la quita parte de la quinta parte de una deuda que ya estaba más que condonada y me arrastras a arenas prohibitivas llenas de granos de arroz, cervezas, y otras viandas...

      Sea pues por tu rencorosa hermandad que quedas invitado a una tapa de aceituna, incluido el palillo y el hueso para roer durante esa jornada veraniega ...

      Eliminar
    3. Parece mentira, colega, que a estas alturas aún tengas anotado en la libretita los 500 euros;-)))¿Lo del GRATIS no entra en el pack de broders? Parecés catalán...!!!:)
      Y el pequeñajo con la aceituna. No unas aceitunas, no...una aceituna y ni siquiera rellena. Par de dos:)

      Eliminar
    4. ...si relleno esa aceituna, el Driver acaba con la anchoa! ...en cambio con el hueso de la aceituna, es capaz de sacarle un cuento...

      Eliminar
  12. Ese billete es como un mensaje en una botella lanzado al mar...
    Si me llega, te lo cuento... ¡palabrita del niño Jesús!
    ...Y Driver, sencillamente: ¡GENIAL! plas, plas, plas... aplausos y murmullos de aprobación!
    Besos miles, Tomae y compaña

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lola espero el aviso, de ese billete viajante y ya que mencionas a Driver, si quieres, pídele un cuento lo puedes hacer en su blog

      http://driveronblog.blogspot.com/ o aquí mismo ...

      No cobra nada por ello, y escribe bien al dictado :)))

      Recuerda ¿qué es lo más te gusta de todo lo que te te gusta?

      Eliminar
  13. Me ha gustado mucho tu post, tomae. Por cierto, es terrible cómo se va el dinero, como arena entre los dedos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Garcias Zambu, eso de la arena entre los dedos es muy gráfico. Muchas veces pienso que si se va, es por salir de casa ... Un beso amiga.

      Eliminar
    2. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

      Eliminar
  14. ¿Es guapo tu hermano?
    ¿Y tú?

    ResponderEliminar
  15. Curiosona uno de los dos el el mas guapo de los dos y el otro el mas feo, feo pero feo ... ahora bien entre los dos sumamos 20

    ResponderEliminar
  16. Bien, si la media es 10, me quedo con los dos; ya que si me quedo con uno sólo corro el peligro si tengo mala suerte, de no llegar a 10.
    Cuestión de números.

    ResponderEliminar
  17. Me encantan este tipo de entradas tan tuyas (esta y la de los zapatos nuevos) son de lo más entretenidas y simpáticas.
    Gracias por hacer que acabemos con una sonrisa después de leerte,

    ResponderEliminar
  18. Ostras! Esto se llama sincronicidad... ¿Cómo podemos habernos inspirado en un billete de 20€ para escribir una historia? No de 10 o de 50€; en uno de 20.
    Me quedo a cuadros.
    Muchas gracias por invitarme a leerlo. Además me ha encantado.
    Seguro que hay muchas más cosas por ahí en común.
    En fin, seguimos en contacto ¿vale?
    Unos besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El de 20 es un éstandar en los cajeros y su divisibilidad permite fragmentarlo en pequeñas historias-compras sin que con uno solo de ellos se convierta en una historia interminable ...y como es un billete pequeño (su denominación) es más susceptibles de historias tipo novela negra, contrabando o gangsterismo ...

      ...¿unos 20? :)

      Eliminar

Si por algún motivo técnico no pueden publicar comentario, pueden enviarlo a tomaecp@gmail.com y haré lo posible para publicar. Un saludo.