Blog personal de un tarracofermense

Buscar este blog

sábado, 29 de diciembre de 2012

Sacar la punta al lápiz.



Supongo que la mayoría de ustedes se reconocen en esta actividad  (la de sacar la punta al lápiz) como de las primeras que iniciaron en su infantil etapa escolar. Buscando las fotografías seleccionadas he comprobado cómo ese quehacer, ha sido motivo por el que alguno ha recordado ese momento con cierta fascinación. Incluso me he acordado cuando una de las señoritas comentaba sobre esa actividad en una de mis hijas y no puedo evitar sonreír cuando me la imagino afilando el lápiz, apurando  la punta, perfilándola y observando esas “virutas” de madera que quedan tras el afilado.

Desde luego que esto de la punta y el lápiz es del todo metafórico, piensen ustedes en el significado que quieran darle y seguro que llegamos a un pequeño acuerdo aunque también habrá alguno (y yo estoy encantado de ser uno de ellos) que aún le daría una vuelta de más al sacapuntas convencido que esa a esa mina se le puede sacar algún que otro partido.

Pensaba  en que se trata de las primeras actividades que el niño acomete con su instrumento de trabajo y su “primera” máquina de puesta a punto;  y en este sentido me planteaba en cómo desempeña cada esa tarea en función de su personalidad que está en los primeros años de formación. Y no solo eso, sino que al mismo tiempo con ese utensilio tan cotidiano, se precisa una cierta destreza para acometer el trabajo con eficacia.

En uno y otro sentido puedo imaginarme varias situaciones. Como la de aquel que le sorprende por el resultado obtenido tras dar unas vueltas al aparato. Alguno que lo utiliza como método de distracción. El que nunca se conforma como le ha quedado esa punta y siempre la está retocando. El que alinea toda su colección de lápices de forma milimétrica  para que todos queden a la misma en perfecto estado de revista. Aquel que tiene que repetir una y otra vez pues siempre se le acaba rompiendo la mina. Y si me apuran los que optan por un “afeitado” a la carrera  o los que se concentran su cometido en obtener ese “desecho” de madera en una sola tira.

Seguro que deben darse alguna forma más y actitud frente a esa situación, incluso podría pensar aquello que dadas las aptitudes manuales y la personalidad de muchos niños y niñas, el sacar la punta al lápiz, podría evidenciar de alguna manera el cómo nos enfrentamos a otros asuntos de nuestras vidas.

He intentado indagar en mis recuerdos personales sobre este tema y diría que una de las cosas que me intrigaban es si aquello negro que había dentro del lápiz siempre estaría allí, si llegaría al final del otro extremo y si llegaría algún día a tener un lapicero que tras tanto usar y perfilar,  me quedaría en formato minúsculo como el de la foto. En alguna ocasión llegué a preguntarme por aquello que podrías llegar a escribir o dibujar con ese trozo de mina que todavía no se había consumido.  Les reconozco también, que muy diestro no fui con eso del “afilamiento” y más de una punta se me rompía por un mal uso de la dichosa maquineta  J.



Película para estas fiestas. "Los Miserables" ... tendré que escribir sobre ello (?)  le he de dar unas cuantas "vueltas" más.



34 comentarios:

  1. Bueno, me haces pensar en muchas cosas... Yo recuerdo un sacapuntas en la clase de primero. Estaba fijo en la mesa, era de manivela... Muy divertido. Gasté un lápiz entero, lástima que la maestra me pilló rompiendo la punta a posta.
    Feliz lápiz nuevo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Recuerdo ese modelo PrincesaDel! fijate que cuando escribía este post había pensado que esa máquina con manivela tendría que estar fija en la mesa de la profe y que solo ella tendría que manipular el aparato a fin de que los escolares no se distrajeran con esas "nimiedades" :) ¡Feliz Lápiz nuevo a ti también! :)

      PD. Parece que las princesas y sus primos surcaron el hielo ayer por la mañana :)))

      Eliminar
  2. Me ha encantado esta disertación tuya sobre las posibles relaciones entre cómo sacamos (o sacábamos punta) a los lápices y nuestra personalidad! Estoy segura que cómo nos enfrentamos en nuestros primeros años de vida a según qué tareas dicen mucho de nosotros tiempo después!
    En mi caso, no recuerdo esa maquineta (no llamabais también "maquineta" al sacapuntas??) que decís fija en el pupitre... Pero sí, algún año más tarde unos sacapuntas con forma de herradura que no dejaban ni por asomo los lápices tan pulidos como los sacapuntas al uso.
    Qué recuerdos!!!!
    Feliz Lápiz Nuevo también para ti y todas tus princesas!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí Melongalo ...cada vez estoy mas convencido que existe una forma de afrontar los temas en función de ese quehacer de la "maquineta". Esto de los nombres de utensilios deben haber varios según zonas y más si se trata de utensilios; incluso recuerdo haber utilizado al sacapuntas y maquineta como primer ejemplo de palabras sinónimas !!!

      También recuerdo esa de forma de herradura que mencionas, también conocida como ®Puntax . Se tenía que ir con cuidado al utilizarla, y la punta siempre quedaba algo "poliédrica" :)))

      Besos!!!

      Eliminar
  3. Jajajajaja. No sabes como he disfrutado esta entrada tuya. me has traído unos
    recuerdos que ya daba por olvidados.
    Un abrazo -todavía guardo alguno de mis sacapuntas de la infancia-

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ...cuando leí tu comentario pensé que irías a buscar ese sacapuntas tuyo y le darías un par de vueltas ¿lo hiciste? ...un saludo Paco, Feliz Noche vieja.

      Eliminar
  4. Hola Ex…miles de situaciones me han venido a la memoria, memoria cercana por otro lado, de ayer mismo.

    Yo afilo mi lápiz verde cada dos ó tres días, mi lápiz verde de raya banda, con la que pinto mis ojitos, verdes también. Cuando mi marido me besa, me dice: “Hueles a pajilla” y yo siempre me río…y me rió…y me sigo riendo.

    Ahora te cuento algunas actitudes que tú no recuerdas o que se te escapan je je je.

    Algunos niños (en genérico) sacan al lápiz una punta muy muy afilada para utilizarla como arma punzante en los brazos o manos de sus compañeros, con el consabido grito posterior del agredido.
    Otros afilan pinturas de cera de diferentes colores y guardan los restos para hacer manualidades…esto es terrible porque el suelo termina lleno de pavesas de cera de todos los colores que se quedan pegadas en el zapato y viajan de unos lugares a otros.
    Algunos niños rompen sus puntas si el ser “culto de su adoración” se dirige a afilar; entonces hallá van ellos con su punta rota y se ponen a su lado diciendo eso de…¿Quieres que te lo afile yo? (Mal pensados abtenerse de leer)
    Y luego están las sufridas profes de infantil que tienen que afilar todo lo afilable a su niños si quieren que lápices y pinturas duren dos o tres días jajajaja.

    No hablaré de otras puntas y otros afilares aunque sí diré que tengo tres nombres para el artilugio que afila:

    Aflalápiz, aguzalápiz, sacapuntas.

    Supongo que habrá más, pero no mejores :)

    Bueno me voy a sacar punta a mi lápiz que me esperan para debatir un tema y mi lápiz siempre es de los más afilados ;)

    Besos de una Ex para un estupendo Ex.

    Por cierto iré a ver esa peli. De momento fui a ver El Hobbit.....de culto para mi.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vale, sabría que tendrías pistas sobre la técnica del afilado, porque las vives de cerca ...y lo del "espadachín punzante" me ha recordado alguna que otra guerra. Lo del afilado en pinturas de cera de colores lo recuerdo como una agradable sensación por la suavidad que suponía ese corte así como la viruta obtenida, de la que te confieso que no recuerdo ninguna manualidad, tal vez porque yo muy manaual, manual ...no lo fui mucho :)

      Besos Ex! ...esto mmm mmm ...¿tú marido?... ¿le has contado lo nuestro? :))))

      Eliminar
    2. Mi marido no sabe nada...como debe ser. Espero que tu mujer tampoco...más que nada porque nos pedirían una parte;)))))))
      Muakkkkkssssss

      Eliminar
  5. mmmmmmm... veamos:
    - mis favoritas siempre han sido las "Plastidecor". Por la suavidad en su afilado y por blanditas. Llegué a tener la caja de ¡36 colores!
    - en cuanto a lápices, a parte de los famosísimos Stadler de tó los números, mis favoritos eran los que traían insertada convenientemente la tabla de multiplicar, peroo tambien me gustaban los que tenían la gomita de borrar en el otro extremo.
    - efectivamente, la mina llegaba hasta el final. Un día conseguí extraerla con mucha delicadeza (seguramente por la mala calidad del lapicero en cuestión) pero el caso es que lo logré.
    - Las "Festival" eran las que venían en los estuches y plumieres. Yo tuve unos 400. A saber: de dos pisos, de uno, de polipiel, estampados floreados, Sarah Kay... y un largo etcétera. Se afilaban bien.
    - las "Alpino", tan redondeaditas y en cajas de muchos tamaños. Estas se afilaban bien dependiendo de la calidad del sacapuntas. De otro modo se astillaban, la punta se rompía y al final recurría a las Festival, que al ser hexagonales se afilaban mejor.
    - las "Manley" las mejores. Ese olor... tan gorditas... pero hacía falta un "saca" de los gordos para afilarlas.
    - y por último los "portaminas" con aquel afilador verde chiquitito que no valía pa ná. Nunca me gustaron.

    Nunca llegué a utilizar pintura ni lápiz alguno, siquiera hasta la mitad (mi amigo Nacho los dejaba como el de la foto, aún lo recuerdo) en cuanto los usaba un par de veces, ya no me gustaban. Me gustaba lo nuevo.
    Saque usted sus conclusiones Sr. Freud, jajaja...

    Eso sí, lo que más molaba era juntarse con las compañeras alrededor de la papelera; era la excusa perfecta para un rato de charleta ¡ Maravillosos años!

    ¡Feliz Año, Tomás! y que los Reyes Magos te traigan muchos lapiceros nuevos para seguir pintando de colores la vida y escribiendo, como lo haces siempre.






    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡ah! ahora los "Kohl" me los compro automáticos. Me he vuelto práctica.

      Besos

      Eliminar
    2. Nagore, Nagore, Nagore ... mmmmmm iba a decir que lo tuyo es un Máster en lápices y colores aunque quizá es todo un Doctorado. Te aseguro que me encantaría tener esa conversación con Freud acerca de esas tonalidades que cuentas, si la tuviera te la enviaría transcrita aunque me tendrás que decir dónde (?) :) eso si, bien apuntada y afilada no se vaya a perder!!!

      Estoy pensado en mi regalo de Reyes, y puede que lo haga público, me atrevería a decir que te gustará.... y ...los kohl? esos...no los conozco pero me gustaría ver como perfilan. Besos Nago, Feliz año!!!

      Eliminar
  6. Recuerdo hermano la navaja que me regalaste al cumplir los cinco años.
    No solo me sirvio para sacarle punta a los lapiceros, sino para jugar a los piratas del caribe, a los tres mosqueteros, matar a un leon en Africa, cortar la maroma del transatlantico y salvar a los 1500 pasajeros y defenderte a ti y a nuestos hermanos del ataque de una estampida de bisontes en las praderas de Alabama.
    Todavia guardo la navaja que me regalaste.
    Se que voy a tener ocasiones para usarla.
    Como cuando eramos niños, y las historias se escribian con un laoicero recien afilado, con la navaja del bribon de tu hermano.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, Driver lo tuyo siempre fueron los piratas y los bucaneros ...mientras tú te ibas con ellos de fiesta cargados de barriles llenos de ron yo (pobre de mi) tenía que quedarme con las corsariAs a pintar flores, lunas y paisajes ... yo solo y 5 corsariAs ...sin poder compartirlas con mi hermano ¡qué infancia la mía! :)))

      Eliminar
    2. Felice puñetazos para el 2.013
      Espero romperte las narizotas, al menos en un par de ocasiones.
      Desde Lleida a Colonia solo hay mll ochocintos puñetazos.

      Eliminar
  7. Pues a mí me gusta mucho sacarle punta a todo, y también a los lapiceros, aunque luego me dan mucha dentera usarlos, la verdad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo mío no deja de ser una mezcla entre "inconformismo circular" por cualquier cosa (¡?) e intuir que la punta no es solo eso ...aunque no creo que sea cuestión de hablar de icebergs amiga Carmen :)))

      ...Un beso y Feliz Noche vieja!!! ¿o es año nuevo cuando lees esto? :)

      Eliminar
  8. Sacar punta... qué cosa. Yo vivo de eso.
    Los lápices, pues como bien dices, a veces se rompía la mina, y había que hacer varios intentos.
    Y por supuesto, también era una excusa para perder algunos minutillos, con la maquinita que había instalada en la mesa del maestro (mi padre era el maestro... jajaja).
    Seguiremos mientras podamos, sacando punta.
    Y a los lápices también.
    Feliz año nuevo!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jo Rojo M ...vivir de sacar punta debe ser incluso divertido ...debe ser como ir poniendo el dedo en el ojo ...aunque pienses que en el tuyo también se encuentra la viga ¿no? ... Yo le llegué a sacar punta a esos rotuladores creo que eran los "Carioca" supongo que quería comprobar si era mas duro el plástico o la cuchilla ... (en realidad era la mollera) ¿no?

      Un abrazo, y feliz 13!!!

      Eliminar
  9. Tú si que sabes sacar punta, incluso a los lápices.
    Muchas felicidades para el año venidero y los próximos.
    Abrazos
    Piedra

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Miguel ...el post tenía que ir de "eso" ...pero para "eso" está el blog.

      Abrazos de vuelta, y feliz año nuevo.

      Eliminar
  10. Puestos a afilar, para mi los sacapuntas serán siempre tajalapices!!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ...tajalapices? no serían aquellos que se han mencionado tipo de herradura ...yo recuerdo algún corte con esos. Saludos.

      Eliminar
  11. ¿Y el olor? No has dicho nada de ese olor que había en las aulas y que no era otro que la madera (cedro normalmente) de los lápices, que al sacarles punta, sus virutas desprendían ese olor por toda la clase.

    Feliz 2013!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues no había caído en el olor ese Pater! me ha picado la curiosidad de ir a por los lápices de mis princesas y hacer una prueba olfativa ... de verdad que me ha picado ¿cedro? ...también he pensado en si esas virutas deben ser un buen combustible ...

      Un abrazo Pater. Feliz 2013 para ti y los tuyos!!!

      Eliminar
  12. Yo no hacía más que romper minas y minas! Reconozco que lo de sacarle punta al lápiz no era lo mío y reflexionando un poco.... ¿no es mejor no sacarle tanta punta? ¿Demasiadas vueltas quizá....?

    Primooo, feliz entrada de año!!

    Besosss!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ...no podría Money, ya me gustaría a mi en determinadas ocasiones saber no dar las vueltas y no sabes lo que me fastidia cuando los lápices esos son perfectamente cilíndricos !!! :)))

      Feliz entrada a ti también prima!!! Muxus Sugus!!! :)))

      Eliminar
  13. A mí me encanta sacar punta a los lápices. Encuentro gran placer en ello, la verdad. De Los Miserables he oído de todo. Espero ansiosa tu veredicto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre me decían que tenía que tener una hoja debajo para que los restos cayeran sin machar la mesa o la libreta Zambu...siempre se me olvidaba!!!

      En mi casa somos muy de "Los Miserables", ya lo eramos antes de la película, por eso tengo que dejar algo de poso para comentarla ...:)

      Besos y feliz año!!!

      Eliminar
  14. Tomae voy a empezar a llenar la casa de globos... para luego explotarlos!!! (ya dirás tú que entonces para qué!?) así que voy a necesitar de muchos lápices afilados para cumplir esa misión!!!!!!!
    Te espero esta noche! :)

    bss y pasadlo bien!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Intentaré pasarme Melón...Galo!!! aunque no se a que hora ...pero estaré encantado de explotar uno de esos globos ... siempre hay alguna sorpresa cuando suena una explosión ¿no?

      Besos!!!

      Eliminar
  15. Totalmente deacuerdo...tanto que de mayor no me he olvidado de ellas. Te invito a ver lo que hago con virutas de lápiz. maealandes.blogspot.com

    Espero que te guste!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mae moi, enhorabuena por esos trabajos que haces, son espectaculares.
      Pero tengo una pregunta, se rompen fácilmente?? Porque es una lástima, lo bonito que quedan las joyas, y que sean medianamente efímeras...

      Un placer conocer tu obra,

      Eliminar
    2. Estoy totalmente de acuerdo con Melongalo ...Mae moi, es increíble! supongo que esas virutas se sostienen sin romperse ¿no?

      MelonGalo ...ya tienes temática para un nuevo post:) ...jejeje y si lo haces ya sabes como iniciarlo.

      Eliminar

Si por algún motivo técnico no pueden publicar comentario, pueden enviarlo a tomaecp@gmail.com y haré lo posible para publicar. Un saludo.