Blog personal de un tarracofermense

Buscar este blog

sábado, 29 de diciembre de 2012

Sacar la punta al lápiz.



Supongo que la mayoría de ustedes se reconocen en esta actividad  (la de sacar la punta al lápiz) como de las primeras que iniciaron en su infantil etapa escolar. Buscando las fotografías seleccionadas he comprobado cómo ese quehacer, ha sido motivo por el que alguno ha recordado ese momento con cierta fascinación. Incluso me he acordado cuando una de las señoritas comentaba sobre esa actividad en una de mis hijas y no puedo evitar sonreír cuando me la imagino afilando el lápiz, apurando  la punta, perfilándola y observando esas “virutas” de madera que quedan tras el afilado.

Desde luego que esto de la punta y el lápiz es del todo metafórico, piensen ustedes en el significado que quieran darle y seguro que llegamos a un pequeño acuerdo aunque también habrá alguno (y yo estoy encantado de ser uno de ellos) que aún le daría una vuelta de más al sacapuntas convencido que esa a esa mina se le puede sacar algún que otro partido.

Pensaba  en que se trata de las primeras actividades que el niño acomete con su instrumento de trabajo y su “primera” máquina de puesta a punto;  y en este sentido me planteaba en cómo desempeña cada esa tarea en función de su personalidad que está en los primeros años de formación. Y no solo eso, sino que al mismo tiempo con ese utensilio tan cotidiano, se precisa una cierta destreza para acometer el trabajo con eficacia.

En uno y otro sentido puedo imaginarme varias situaciones. Como la de aquel que le sorprende por el resultado obtenido tras dar unas vueltas al aparato. Alguno que lo utiliza como método de distracción. El que nunca se conforma como le ha quedado esa punta y siempre la está retocando. El que alinea toda su colección de lápices de forma milimétrica  para que todos queden a la misma en perfecto estado de revista. Aquel que tiene que repetir una y otra vez pues siempre se le acaba rompiendo la mina. Y si me apuran los que optan por un “afeitado” a la carrera  o los que se concentran su cometido en obtener ese “desecho” de madera en una sola tira.

Seguro que deben darse alguna forma más y actitud frente a esa situación, incluso podría pensar aquello que dadas las aptitudes manuales y la personalidad de muchos niños y niñas, el sacar la punta al lápiz, podría evidenciar de alguna manera el cómo nos enfrentamos a otros asuntos de nuestras vidas.

He intentado indagar en mis recuerdos personales sobre este tema y diría que una de las cosas que me intrigaban es si aquello negro que había dentro del lápiz siempre estaría allí, si llegaría al final del otro extremo y si llegaría algún día a tener un lapicero que tras tanto usar y perfilar,  me quedaría en formato minúsculo como el de la foto. En alguna ocasión llegué a preguntarme por aquello que podrías llegar a escribir o dibujar con ese trozo de mina que todavía no se había consumido.  Les reconozco también, que muy diestro no fui con eso del “afilamiento” y más de una punta se me rompía por un mal uso de la dichosa maquineta  J.



Película para estas fiestas. "Los Miserables" ... tendré que escribir sobre ello (?)  le he de dar unas cuantas "vueltas" más.



lunes, 24 de diciembre de 2012

Navidad 2000.



Aquella Navidad de 2000 tenía que ser algo diferente, de hecho hacía poco más de un mes que nos habíamos casado, y por tanto estrenaba familia propia; así que con la presumible independencia que da esa condición, decidimos pasar la Noche Buena juntos los dos.

Durante el día estuve pensando qué podíamos hacer, sabía que tampoco era necesario preparar algo especial, quizá un detalle en la cena, un paseo tras la tradicional Misa del Gallo, y dormir la noche acompañados de una clásica película de esas en blanco y negro…

Sin embargo aquél mismo día me enteré que M. lo pasaría hospitalizado por una especie de alergia que había contraído. Ahora no recuerdo bien como me enteré,  pero el caso es que me enteré y pude contactar con él por teléfono para pedirle permiso y visitarle aquella tarde y presentarle a mi mujer…

Así que bien entrada la tarde, y antes que cerraran las puertas según el horario de visitas, acudimos los dos mano a mano para visitarle. M. sufría una invalidez, fruto de un accidente, hacía años de aquello, iba en silla de ruedas, hablaba lento y tenía las manos medio paralizadas; hablaba lento pero se le entendía con claridad.
Antes de entrar en su habitación, nos dijeron que teníamos que entrar con mascarilla y vestimenta higiénica para proteger a M. de posibles infecciones, no hubo problema y entramos para charlar con él… Estuvimos apenas unos 10 minutos, yo supuse que fue el tiempo suficiente para que él se sintiera acompañado, mantuvimos una charla amena, amistosa y dada la situación también pasamos un rato entrañable, hubo algo que él nos dijo y  recuerdo que nos conmovió a los dos. A veces pienso que hice fui a visitar a M. por puro egoísmo, el egoísmo de ver en mi mujer la Navidad reflejada en sus ojos, de participar en esa escena y contemplar su mirada… todo un recuerdo con sabor a Navidad.

No, la de la foto, no es mi mujer, la encontré en internet.

Les deseo a todos ustedes lo mejor para estas fechas, y que aunque sea en unos instantes, que puedan compartir esos momentos con los suyos, como aquél que viví en el año 2000.





miércoles, 19 de diciembre de 2012

Pareja de Ciclistas. Dennis Hooper.



Alice y Steve habían coincidido en el último curso del Instituto, ya se conocían de antes, pues en Texarkana una pequeña localidad del condado de Bowie todo el mundo se conoce. Fueron buenos amigos y quizá algo más, su historia no es otra más que la de muchos jóvenes que no se fueron fuera de su localidad natal ha estudiar a la Universidad. Ella trabajaba de dependienta en los almacenes de la Wal Mart y él como mecánico en la empresa de Transportes Refrigerados del Sur. 

La noche anterior se había celebrado en el "Olive Garden" una cena de antiguos compañeros de promoción, lo hacían cada 4 ó 5 años, venían la mayoría de los que vivían allí o en los alrededores, alguno de los estados vecinos, pero no estaban todos. Alice, enviudó hace un par de años (un accidente) tenía dos mellizas y aquella noche las dejó en casa de su madre. Steve a sus 38 ya cumplidos todavía no había sentado la cabeza. No se sentaron juntos, serían algo más de veinte en la mesa, pero eso no impidió que se cruzaran alguna mirada acompañada de alguna sonrisa, pocas palabras...

Acabó la cena, tomaron alguna copa, continuaron unos cuantos más en un disco bar donde bailaron viejas canciones. Poco a poco la gente se iba marchando, se quedaron los dos ...

Steve, como mecánico de la TRS, tenía turno de guardia compartida, conducía un coche grúa; cuando llegaba el aviso tenía que acudir si no había nadie más disponible. Mientras escuchaban aquella canción, sonó el "busca", no parecía urgente, hizo un par de llamadas para localizar el lugar de aquella reparación ...  no sería más de media hora, quizás tres cuartos. A Alice le encantó la idea de acompañarle, continuarían charlando y recordando. Pasó aquello que no sabes porqué pero se sintieron a gusto aquella noche.

Resolvieron como un equipo esa incidencia; mientras amanecía aquella Chevrolet llevó los dos  a las inmediaciones del viejo Instituto, un pensamiento mutuo les animó a acercarse al lugar. Entraron en la zona deportiva, donde años antes habían pasado alguna que otra tarde en los partidos. Se sentaron en la grada, recordaron aquella fiesta de graduación donde cada uno se dijo al otro ese "ya nos veremos"...

Faltaba poco para que Alice entrara a trabajar, junto a los almacenes, aquella cafetería siempre abierta, los dos en el otro lado de la mesa. Dennis Hopper disparó esa foto, no me pregunten por ciclistas no lo sé ... Hay quien cuenta que él era motorista y que en realidad ella se llamaba Kohl.

Bowie. 





Dennis  disparó esa foto, Morrisey  la utilizó de portada en un recopilatorio.




miércoles, 12 de diciembre de 2012

La tostada salada contra la tostada dulce.





Recuerdo un viejo ensayo de la Universidad de Los Ágeles, también conocida por UCLA, donde 9 de cada 10 nutricionistas asimilaban a la tostada de mantequilla como ejemplo universal de tostada dulce.

Ustedes recordarán y si no lo hago yo  que Murphy a finales de XX revolucionó las leyes probabilísticas y gravitatorias formulando aquello de que:
“la probabilidad de que la tostada caiga por el lado de la mantequilla es directamente proporcional al coste de reposición de la alfombra”

Murphy formuló esa ley en un Hotel de cinco estrellas dónde servían el desayuno en su Suite decorada con alfombras persas. Pero su teoría también es válida para suelos de mármol, terrazo, gres y si quieren los de  © Porcelanosa, patrocinados por la mismísima Isabel.

Les he contado estas dos "hipótesis" porque me planteaba los beneficios de una y otro tipo de tostada a la hora de nutrirnos. Y a la hora de centrar el tema que quería abordar me parece del todo útil tomar como ejemplo de tostada dulce aquella que untan con mantequilla. La formulación de Murphy la he expuesto por dos motivos:

UNO.Utiliza la tostada de mantequilla (que como hemos dicho es dulce y sirve para exponer los hechos ) 
DOS. Esa ley, no solo revolucionó el mundo de la nutrición, sino que también esa tendenciosa reinvicación “Murphiniana” cosechó en el ánimo de muchos humanos la resignación a aquello de que si algo tiene que salir mal, saldrá mal. Las consecuencias de aquello fueron nefastas para la humanidad…


Alguno de ustedes pensará que simplifico el tema, y para defender las excelencias de la tostada salada, me desvío por la tangente formulando estos hechos que podrían pasar desapercibidos. Y que en el tema (tostada dulce o salada) no hay más cera de la que arde y que para gustos… colores. Bien, les aceptaría “pulpo” como animal acuático, pero no solo la felicidad de muchos hogares entra en juego, sino que además  las consecuencias que tienen en sus barrigas el exceso de mantequilla, pueden pensar en el acné, el colesterol y otras cosas tan preocupantes en la sociedad actual.

- Cuando Murphy formuló su ley hubieron muchos que la acogieron con simpatía. El libro donde se recogen sus formulaciones, leyes y corolarios ha sido de cabecera en muchas familias. A causa de ese éxito editorial en muchos hogares de los países de la OCDE se implantó el desayuno de la tostada de la mantequilla no porque gustara más, sino porque todos aquellos millones de lectores querían probar los hechos formulados en esa ley. El coste de reposición de muchos suelos alcanzó niveles exponenciales, los stocks de baldosas para cocina (también de alfombras persas) no pudo abastecer a la demanda con lo que se produjo un descomunal incremento de los precios que ríanse ustedes ahora de las burbujas inmobiliarias. De hecho, aquellos fueron los primeros síntomas de la crisis económica que ahora estamos padeciendo en todo occidente.

" ... basta,una tostada mal untada, para que la especulación de los mercados apalanque la Demanda Agregada y provoque las tensiones en el Sistema Público Fiscal que estamos viviendo".

Declaraba Christoper A.Smis, Premio Nobel de Economía  2011


- De todas formas, al margen de lo expuesto anteriormente existe otro hecho contundente que me impulsa a aseverar con  seguridad el desasosiego que sufro y sufren millones de personas cuando realizan el "untaje" de la tostada y bien sea por la dureza de la mantequilla excesivamente fría, o por la textura de esa tostada, pocas veces se puede evitar que ésta se rompa en pedacitos, con lo que las miguitas de pan caigan al suelo ... (lo saben y es verdad) ¿sigo? ... miguitas de pan en el suelo, que siempre quedan por allí esparcidas, que si una hormiguita aparece, que si se lo dice a su vecina. En fin, mejor que no siga, pero el asunto tiene miga.

¿De verdad que no les ha apetecido esa tostada de Jamón? ¿ Y los cerditos ? ¿ Se creen que solo fueron criados para ese cuento de los 3 donde el tercero en realidad era otro especulador inmobiliario que se forró a costa del tocho y el ladrillo ? No amigos, no. Los cerditos que también posan todos rosaditos para esas simpáticas huchas, vinieron a este Reino de los mamíferos, para pastar en las bellas praderas de la Meseta, alimentarse de esas crujientes bellotas y enriquecer nuestros desayunos y meriendas con una estupenda tostada salada.

Poco me queda que decir, quizá aquel conocido refrán de que "Cuando vayas a Sevilla y te encuentres con amigo sevillano, déjate seducir por su salero que te cantará las excelencias del Jamón en Tostada Serrana"


(...)


...y ahora si ustedes no están del todo convencidos, miren estas fotografías que les muestro, concéntrense en ellas y cierren los ojos...



¿ Dónde les apetece tostar sus barrigas ? ¿Tostadas saladas o tostadas dulces? 

Gracias por su atención.


PD. Este post está patrocinado y sugerido por iniciativa de Inspiración S.A.

© Porcelanosa. Es una una marca registrada, y su copyright es propiedad de la  marca.


sábado, 8 de diciembre de 2012

Estoy convencido.

Estoy convencido que son poco útiles mis las palabras para convencer a quien no cree en Su existencia. De hecho yo tengo la creencia de que es Él quien regala la la fe y por supuesto por mucho que argumentara no serían mis argumentos los motivos de convencimiento. 

Respecto al gran asunto, yo tengo un par de pensamientos que querría exponer.

1. Qué si bien la humanidad en su conjunto se siente responsable de todos los males que ella misma considera que hay, también sería demasiado presuntuoso pensar que cada uno de nosotros de forma individual tenemos la culpa de ello.

2. Y aquí reitero mi convencimiento, pues también creo que todos y cada uno de nosotros tenemos nuestro momento para recoger esa creencia ... unos antes otros después, cada uno con sus capacidades y cada uno con su intelecto. Basta con querer hacerlo, quizá con expresar el deseo de que ocurra para que Él actúe, independientemente de lo que pensemos, lo que creamos o lo que nos haya pasado. Tenemos toda una vida para hacerlo y Él ha dispuesto de toda la eternidad para entregarnos ese regalo. 







sábado, 1 de diciembre de 2012

Muere Nerón III




Nerón siempre ha sido el 7º de nuestra casa familiar, es decir que en mi casa familiar _la de antes_ donde hemos sido: padre, madre, hermana mayor, yo, mi hermano, hermana pequeña y NERÓN.

Ayer murió NERÓN, NERÓN III

 – ¡¡¡Ave Nerón, los familiares de mi casa te saludan!!!

Los familiares de mi casa te saludan y siempre te extrañarán…

Recuerdo perfectamente cuando apareció el primer de los Nerones que convivió en nuestro hogar… lo hizo en una cesta con un lazo rojo que lo rodeaba al cuello, y atado a él un letrero perfectamente legible que decía “Hola, me llamo Nerón”… lo que no recuerdo es quién dio al timbre de la puerta para que todos acudiéramos a abrir y encontrarnos con ese simpático personaje.

NERÓN I falleció intoxicado… le envenenó un collar que tenía que protegerle de los parásitos; fue un final dramático. El fabricante de la marca (quien fabricó y distribuyó ese collar, indemnizó a nuestra familia con otro cachorro)

NERÓN II  Venía con otro de esos collares de la serie del fabricante, que por supuesto al verlo le despojamos de él… Siempre habrá un antes y un después en mi vida entorno a NERÓN II (El desaparecido) Al parecer el individuo de mi familia, que está entre mi hermana mayor y mi hermano, salió de paseo con él  (aprovechaba para fumar un pitillo) y el acompañante, desapareció misteriosamente; se esfumó y nunca se supo nada más de ese incidente. Eran tiempos de mi adolescencia donde aprendí   grandes descubrimientos de la  vida: adiviné entonces los intríngulis de la amistad humano-canina, así como los merecidos desencuentros maternos filiales ocasionados por aquel lamentable despiste.

NERÓN III Llegó a mi anterior hogar familiar de mano de mi hermana mayor, de mi hermana mayor y de su canina compañera  OCTAVIA. No recuerdo ningún cruce romano ente esos dos mamíferos, puede que alguna intención, algún olisqueo común en sus morros, pero nada más; incluso me ha costado recordar el nombre de esa tal Octavia, pues hace años que se fue, y poco fue el espacio que esa hija de perra ocupó en el hogar familiar de mi Tarraco natal.

NERÓN III, marchó ayer al olimpo de los canes… y con él no solo cayó un imperio de mascotas medio perras medio ratas. Con la serie NERÓN, algo cercano se ha ido de mi anterior casa, algo cercano que por unos y otros ha sido más o menos querido, pero no por ello por todos bien recordado. Y bien es cierto que “EL GRANCAN” con su sabia mirada a rabo alzado sabía distinguir todos aquellos buenos momentos que con unos y otros formamos parte de nuestro entorno familiar. Adiós a esos momentos, adiós a nuestro ayer. 

Adiós Nerón adiós.

Me encanta esta canción ...